Las Damas de Blanco y retornar a sus principios fundacionales.



Por Pedro Pablo Arencibia


Las Damas de Blanco no se crean de forma accidental; es la respuesta espontánea de familiares de algunos de los encarcelados en la ola represiva de marzo de 2003 conocida como La Primavera Negra de Cuba. Las Damas de Blanco tenían como inspiración y antecedente el Comité de Madres Leonor Pérez, fundado a principios del año 2000 y que en ese mismo año 2000 comenzaron a asistir a misa en la iglesia Santa Rita de Acacia, sita en Miramar, Municipio Playa, Ciudad de La Habana. El Comité de Madres Leonor Pérez había escogido esa Iglesia por ser Santa Rita la abogada de los casos imposibles y el templo estar situado en una zona de sedes diplomáticas que facilitarían el acceso internacional de su presencia y demandas. El Comité de Madres Leonor Pérez tuvo su antecedente en el Comité de Madres por la Libertad de los Presos Políticos Leonor Pérez fundado a principios de los años 90s y que tenía como objetivos: lograr la amnistía de los presos políticos, velar por el cumplimiento de los requerimientos mínimos para el trato a reclusos según lo aprobado por la ONU, orientar a los familiares de los recursos legales existentes para establecer quejas ante el maltrato a los presos, informar a la opinión pública nacional e internacional de los problemas que confrontaran los presos; ayudar a los familiares y presos materialmente mediante recursos propios o por donaciones caritativas y solicitar la solidaridad, tanto nacional como internacional.

Hubo personas ajenas a Las Damas de Blanco que con sus sugerencias ayudaron a su conformación y consolidación.

En el interior del país, familiares de los encarcelados en la mencionada ola represiva iban a sus Iglesias más cercanas o de su preferencia. En la ciudad de Pinar del Río recuerdo que asistían a la Catedral de Pinar del Río: Elsa América González Padrón y Marta Carmona, esposa y madre respectivamente de Víctor Rolando Arroyo Carmona. Es un error medir sólo el activismo de Las Damas de Blanco sobre la base de aquellas que asisten sistemáticamente a la Iglesia de Santa Rita, ese es un error que hay que enmendar, pues caemos en una gran injusticia; todos conocemos las grandes dificultades que hay en Cuba para viajar y más cuando son viajes interprovinciales . Por otra parte, las Damas de Blanco que desfilan en Santa Rita tienen la ¨protección¨de la prensa internacional y la presencia de personal diplomático; las del interior no tienen esa protección. El ejemplo más reciente y elocuente es la incesante represión en Banes, provincia de Holguín, a la madre del asesinado Orlando Zapata Tamayo, Doña Reyna Luisa Tamayo Dánger, pese a que en La Habana hubo un compromiso de no agredir a Las Damas de Blanco, pero de Doña Reyna Luisa y de las agresiones de las que ha seguido siendo objeto en Banes tal parece que no se acordaron ni la Tiranía, ni la Iglesia ni Laura Pollán en sus declaraciones.

( En la casa de Gisela Delgado varias Damas de Blanco y Margarito Broche después de ser excarcelado a finales del año 2004 )

No fue en la casa de Laura Pollán donde se fue formando el embrión de lo que más tarde se conocería como Damas de Blanco: ese embrión se fue conformando en la casa de Gisela Delgado Sablón y en la de Dolia Leal . Hubo Damas de Blanco que por afinidad iban a una u otra de esas casas; también hubo un grupo que indistintamente iban a ambas casas. La casa de Laura Pollán se escogió buscando unidad y por no ser de ninguna de las dos anteriores Damas de Blanco, así como por poseer ciertas condiciones materiales, entre ellas una muy conveniente ¨barbacoa¨ y la casa estar ubicada en una muy buena posición geográfica para el acceso de otras Damas de Blanco.

La Seguridad del Estado como instrumento de la dictadura totalitaria cubana se ha ocupado siempre de intentar el reclutamiento y de dividir a los familiares de los prisioneros políticos y hasta a los propios prisioneros políticos; no era, ni es, nada raro que con las encarcelaciones de la Primavera Negra hiciera y haga lo mismo. Las excarcelaciones nunca han sido por casualidad y el elemento humanitario ha sido manipulado según la conveniencia de la dictadura. No quiero decir que todos o la mayoría de los excarcelados o algunos de los familiares hayan sido reclutados en cierto momento ( antes o después de su encarcelamiento ); nada más alejado que eso, pues en Inteligencia y Contrainteligencia no se hacen las cosas mediante patrones fáciles de ser reconocidos. Por otra parte, el caso del agente Enoel Salas Santos quien vivió muchos años de prisión junto a Eloy Gutiérrez Menoyo ( Enoel tenía informado al G-2 de todos los movimientos de Menoyo en EE.UU., incluyendo la infiltración en la que ambos fueron capturados) es un ejemplo que habla bien elocuentemente de que los años de prisión cumplidos en las mazmorras Castristas tampoco es un elemento excluyente como agente Castrista. Las excarcelaciones se han manejado siempre a favor de la tiranía, incluyendo el debilitamiento de Las Damas de Blanco y sus manifestaciones en el lugar más sensible para la Tiranía: la ciudad de La Habana.

En un inicio no pocos de los presos de la Primavera Negra no tenían Damas de Blanco mientras que otros presos tenían más de una: ya he planteado como Víctor Rolando Arroyo tenía a su madre y a su esposa. Otro ejemplo es el de Horacio Julio Piña Borrego quien tenía a su ya difunta madre Ada Borrego y a su tía Nelida Borrego, así como a su anterior esposa; hoy tiene a Nélida y a su actual esposa, a la Dra. Suyani Tapia, aunque en la lista¨oficial¨ la que aparece es Suyani. Al inicio, el miedo a la represión y a ser manipuladas por la Seguridad del Estado frenó a no pocas de convertirse en Dama de Blanco, pero al ver que las Damas de Blanco eran toleradas por la dictadura, se incorporaron como Damas de Blanco.

Las Damas de Apoyo como personas que marchaban en formación junto a las Damas de Blanco por Quinta Avenida no aparecieron en un primer momento como se dijo en un programa de la televisión de Miami; otra cosa era que se solidarizaran participando de la Misa junto a ellas. Por cierto, tengo entendido que el nombre dado al artículo de la periodista independiente Maria Elena Alpizar Ariosa era ¨Mujeres de Blanco¨pero como era muy común en Cubanet y otras agencias , los editores en Miami hacían posteriormente algunos arreglos no esenciales al artículo que se había dictado por teléfono desde Cuba; en este caso tuvieron la feliz idea de cambiarle el título; el escrito original por el cual María Elena dictó su artículo, ella lo tiene en Miami y lo mostró en un Te Literario en el mes de marzo. Para ilustrar la oposición que hasta cierto momento hubo con respecto a la participación de Damas de Apoyo en las marchas de las Damas de Blanco diré , que en el año 2004 Laura Pollán no estuvo de acuerdo de que la Damas de Blanco Josefa López Peña organizara en la Catedral de Matanzas junto a la Dama de Blanco Alejandrina García de la Riva una marcha con mujeres vestidas de blanco que fueron a Misa y marcharon junto a las Damas de Blanco al concluir la Misa. Ese hecho produjo ciertas desavenencias entre ellas que aún sus efectos están presentes. Dagoberto Valdés Hernández, entonces director de la revista Vitral, estuvo presente ese día en la Catedral de Matanzas.

( Josefa López Peña y Martha Beatriz Roque en casa de Dolia Leal en el año 2004)

La prudencia y la discreción, hasta hace pocas semanas, para no mostrar públicamente esas fisuras dentro de Las Damas de Blanco, no solamente corresponde a como fue manejado el asunto por ¨las líderes¨ de Las Damas de Blanco; fue un mérito de todas las partes. En esas fisuras han incidido el método de dirección de ¨ordeno y mando ¨ y la toma de decisión por un pequeño grupo, en un grupo de persona entre cuyos principios fundacionales de unión estaba el que no iban a tener Presidenta, ni Líderes, ni Representantes, puesto que las Damas de Blanco representaban individualmente a su familiar preso y estos forman parte de diversas organizaciones de la sociedad civil cubana con diferentes plataformas políticas, sindicales y profesionales.

La carta ¨firmada¨ por 35 mujeres familiares de los 75, entre ellas Damas de Blanco, en la cual se pide a las Damas de Apoyo que hagan un receso en su participación en las actividades que realizan el movimiento de Damas de Blanco ha sido tan cuestionada en cuanto a las ¨firmas¨ ( algunas han sido negadas ) que al menos tenemos derecho a dudar de los métodos mediante los cuales esas ¨firmas¨ fueron obtenidas.

Las Damas de Blanco surgieron y se consolidaron con principios que serían bueno recordar en estos tiempos de divisiones e intentos de redefiniciones; algunos de esos principios signados por la práctica fueron:

1) Serían Damas de Blanco todos los familiares femeninos adultos ( no uno sólo) de aquellos encarcelados en la ola represiva conocida como La Primavera Negra de Cuba del 2003 ( los cuales fueron más que 75 ) que sistemáticamente marcharan vestidas de blanco pidiendo la libertad de sus presos por las calles e Iglesias de Cuba, así como todas aquellas que marcharon como Damas de Blanco en Cuba y que en el exterior mantuvieran la misma actitud que habían tenido en la Isla respecto a los presos políticos y a las restantes Damas de Blanco.

2) Las decisiones serían tomadas por consenso y ellas no tendrían Presidenta, Representantes ni nada parecido. Cada una de Las Damas de Blanco representaría únicamente a su familiar preso.
 

COMENTARIOS


Comentario
*El Administrador de la Nueva Nacion se reseva el derecho de no aprobar comentarios inapropiados.
 
Missing Image